El Ayuntamiento de Seseña muestra su preocupación por el retraso de las obras del segundo colegio público de El Quiñón.

  • Imprimir

La concejal de Educación del Ayuntamiento de Seseña, Isabel Domínguez, ha preguntado a la consejería de Educación qué alternativas tiene previstas para garantizar la escolarización en el caso de que las obras de construcción del nuevo colegio no estén finalizadas antes del inicio del curso.

La concejal se ha dirigido por escrito a la Consejería de Educación expresando su preocupación, y la de las familias, por el retraso en las obras del segundo colegio público de El Quiñón. Aunque el acto de colocación de la primera piedra se celebró el pasado 11 de junio, el acta de replanteo que da comienzo a las obras de construcción se firmó el pasado viernes 13 de julio. En estas circunstancias, y con solo siete semanas de plazo hasta el mes de septiembre, es muy complicado que el colegio pueda estar terminado para recibir a los alumnos al inicio del curso. De hecho, el plazo previsto para las obras de construcción es de seis meses.

En este sentido, la concejal ha explicado que “nuestra preocupación es aún mayor porque los alumnos matriculados van a cursar Educación Infantil. Es necesario recordar que se trata de menores entre tres y cinco años, que comienzan su etapa escolar y algunos padres ya nos han expresado su intención de no llevar a sus hijos a clase si el centro no se encuentra en las condiciones adecuadas”.

De la misma forma, Domínguez ha manifestado que “necesitamos contar con toda la información posible con el objetivo de tranquilizar a las familias y actuar con la mayor transparencia posible en un asunto tan sensible como la educación de sus hijos”.

Por último, la concejal ha mostrado su total disposición a colaborar con la Consejería para que el curso pueda comenzar con normalidad en el centro, pero para ello es imprescindible que las obras se realicen con la máxima celeridad.